Horario

L - V: 9:00 - 21:00
(Horario ininterrumpido)

Diferencias entre ultracavitación y criolipólisis

Ambos tratamientos (ultracavitación y criolipólisis) están dirigidos al contorno corporal y no son invasivos. Reconocidos como una alternativa segura e indolora a la liposucción, reemplazan gradualmente la liposucción del mercado de la medicina estética.

Muchas mujeres y hombres de todas las edades están luchando con el problema del exceso de grasa. Cuando los ejercicios y la dieta no aportan los resultados esperados, los tratamientos de adelgazamiento resultan ser un remedio. 

La ultracavitación o la criolipólisis pueden ser un método eficaz de reducción de grasa localizada. Estos tratamientos reducen el tejido adiposo subcutáneo sin intervención quirúrgica y convalecencia después de las actividades completadas. 

El tratamiento de la ultracavitación

Elimina la grasa local y con ello reafirma la figura. También te permite combatir la celulitis. Para ello, utiliza ultrasonidos que actúan directamente sobre el tejido adiposo y causan la degradación de las células grasas. 

Su papel es muy importante en el proceso de eliminación de toxinas, por lo que después también se recomienda la ultracavitación para realizar el drenaje linfático, lo que estimula el sistema funcione y fortalece sus efectos.

La ultracavitación se realiza generalmente en el estómago, los muslos, las nalgas y los brazos. El tratamiento dura de 15 a 45 minutos dependiendo del lugar y la cantidad de tejido adiposo. La ultracavitación se realiza en serie, generalmente con descansos semanales, necesarios para un metabolismo adecuado.

El tratamiento de la criolipólisis

Reduce el volumen de tejido adiposo no deseado con una temperatura baja. Las células grasas se congelan en varias series por medio de un dispositivo especial, cuya cabeza chupa la piel sin invadir los tejidos. Congeladas y muertas la células grasas, se excretan del cuerpo en el proceso metabólico. 

En el caso de la criolipólisis, las bajas temperaturas no ponen en peligro los vasos sanguíneos que se encuentran cerca de los tejidos grasos, por lo que este procedimiento se considera seguro para ellos.

La criolipólisis se realiza generalmente en la cara, el abdomen, los muslos inferiores y superiores. Un solo tratamiento en una parte determinada del cuerpo dura aproximadamente una hora. El tiempo y la cantidad de tratamientos dependen de los lugares donde se realizarán y de la cantidad de tejido adiposo.

Otras diferencias entre la ultracavitación y la criolipólisis

En estudios comparativos, estos métodos tienen una eficacia similar. Sin embargo, los clínicos reconocen principalmente la superioridad de los efectos de la baja temperatura (criolipólisis) en el tejido adiposo. El requisito de la eficacia del tratamiento es la capacidad del dispositivo para chupar el pliegue de la grasa de la piel. 

Esto no es posible en todas las partes del cuerpo y son un excelente lugar para los dispositivos de ultracavitación. Una ventaja adicional de la ultracavitación es su efecto postulado sobre la irregularidad del tejido adiposo.

El método de criolipólisis es eficaz y seguro para extraer tejido subcutáneo. Para este propósito, utiliza una temperatura baja de manera controlada para dañar selectivamente los adipocitos.

El método de ultracavitación los dispositivos ultrasónicos disponibles utilizan el fenómeno de bajas energías, bajas frecuencias que causan ondas de choque o tecnología de ultrasonido enfocado de alta intensidad, que implica la acumulación de energía en forma de microburbujas dentro de las células

Tanto la cavitación como la criolipólisis se consideran tratamientos efectivos para adelgazar y modelar el cuerpo. Sin embargo, no reemplazan la dieta y el ejercicio, por lo tanto, para mantener los efectos esperados es necesario un estilo de vida saludable ampliamente comprendido.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir arriba